7 características de los vendedores de contenido exitosos

Publicado el 10 Mayo, 2017 por

¿Qué ha cambiado entre el vendedor que de puerta en puerta ofrecía sus productos y los actuales vendedores con miles de contactos a los que llegan a través de videos y blogs? ¿Es muy diferente un vendedor de autos a uno cuyos productos consisten en miles de ideas para que sus clientes puedan, a su vez, acercarse a sus respectivos prospectos de compradores? Aunque hay cosas que no cambian, las nuevas demandas del mercado digital exigen que éstas se adapten a transformaciones en la forma en que vendedores y consumidores se relacionan y la comercialización de bienes que hace poco no se consideraban un valor por el cual pagar. Aquí hay unos tips para quienes buscan posicionarse entre los mejores vendedores de contenidos en la actualidad.

Compartir: LinkedIn Facebook Twitter


1.- Cuentan con habilidades de socialización en línea

Hay que saber tratar con la gente, pero no es lo mismo la interacción cara a cara que la que ocurre en un espacio virtual. Estas últimas relaciones deben tener la misma calidad que las primeras. Pero, ¿cómo ser extrovertido o expresar simpatía en un medio que a veces puede ser tan frío? Es un reto, pero las tácticas no difieren mucho de las de una conversación en persona: mantener el contacto constante, demostrar interés más allá de los acuerdos comerciales y ser cuidadoso del tono utilizado. Tomando en cuenta estos aspectos no deberá ser difícil construir una buena imagen virtual.


2.- Saben crear textos e imágenes especiales para las redes sociales

La producción constante de creaciones adecuadas para una infinidad de redes, temas y públicos es tarea central de los vendedores de contenidos. Pero no se trata de escribir o diseñar sólo porque sí. Los productos que usa una compañía como parte de su estrategia de marketing tienen que llevar implícita la historia de la marca e influir emocionalmente en los clientes potenciales. Los contenidos, más que un producto por sí mismos, son el medio para llevar a la gente a los bienes que buscan, por lo que la visión debe ir más allá de la creatividad misma: planificación, gestión y posicionamiento a largo plazo.


3.- Dominan los aspectos técnicos de su profesión

La creatividad debe ir acompañada de tácticas estratégicas que conllevan el conocimiento de ciertos rubros de la tecnología: ¿cuáles son las palabras clave perfectas para un artículo?, ¿cuál es la mejor forma de integrarlo a una campaña mayor?, ¿cómo corroborar que está teniendo el impacto esperado? Por esta razón, nunca está de sobra entre las áreas de especialización de los vendedores de contenidos un poco de programación, SEO, HTML, CSS y/o Google Analytics.


4.- Tienen conocimientos de marketing digital

No hay que ser un experto, pero siempre será útil para conformar un buen frente entre las áreas de marketing y de ventas el contar con algunas nociones de cómo se define y posiciona una marca o cuál es la mejor manera de construir el valor de una marca y mantener la buena imagen de una organización.


5.- Están siempre informados de las actualizaciones creativas y tecnológicas más recientes

Si cualquier vendedor debe documentarse todo el tiempo acerca de los avances en sus productos, el de contenidos no es la excepción. ¿Cuáles son los cambios, oportunidades y fenómenos que los afectan para bien y para mal?, ¿qué datos e información le pueden ayudar a mejorar su servicio?, ¿hay nuevos cursos o certificaciones que le permitan asesorar mejor a sus clientes? En este mercado, estar a la par de los competidores no es suficiente, hay que anticiparse.


6.- Se conducen con ética en internet y fuera de él

Ser honesto, justo, responsable… son rasgos que deben caracterizar a cualquier tipo de vendedor. Sin embargo, todavía hay algunos pocos que consideran que, tratándose de espacios virtuales, dichas cualidades pueden ignorarse, quizá por el relativo anonimato que se tiene o la facilidad de romper relaciones con un simple clic. No es así: hay que saber reconocer los errores y limitaciones, y cumplir con todos los compromisos como debe hacerse en cualquier relación vendedor-cliente.


7.- Son organizados y colaborativos en su labor

Orden, claridad, flexibilidad y apoyo son algunas de las virtudes que se buscan en cualquier profesional, pero en el caso de un vendedor de contenidos, la esencia de su trabajo las hace más que obligadas. El acompañamiento del cliente durante todo su proceso de compra, saber actuar en el momento oportuno, facilitar y negociar procesos internos en favor del consumidor… todo necesita la mejor actitud de su parte.

Así que ya lo sabes: los días en que un vendedor podía limitarse a contar con poder de convencimiento y una pequeña cartera de clientes ya quedaron atrás. Pero tampoco es tan difícil, basta con buen ánimo, empeño para aprender todo lo necesario y paciencia para hacerlo paso a paso. No tienes que dominar todo al mismo tiempo.

Compartir: LinkedIn Facebook Twitter

Suscríbete al newsletter

Recibe gratis nuestros artículos de Marketing de Contenidos.

Artículos relacionados

Potencia tu estrategia de marketing de contenidos

Postedin es una plataforma de Content Marketing con miles de especialistas que crean contenido único para ti.

Compra contenido

Administra tus contenidos en nuestra plataforma saas

Gestiona, crea y edita tus contenidos en una plataforma online. Un sistema de administración a tu medida.

Solicita tu demo